La realidad virtual es el resultado de las posibilidades que ofrece la aplicación de una tecnología avanzada que hacemos servir a todos los sectores, pero que, sin duda alguna, se convierte en una herramienta indispensable en el sector inmobiliario a la hora de llevar a cabo una venta directa, bien de una vivienda o bien de un espacio determinado.

Los principales beneficios que aportamos con la aplicación de la realidad virtual a la vida empresarial, son: economía de costes, optimización de procesos y evolución de las herramientas, métodos y vías de venta.

La introducción de estas tecnologías nos permite de forma inmediata, aminorar el consumo en gastos de marketing, formación y/o prototipado.

Los resultados para las promotoras y constructoras que promueven estas técnicas novedosas, se están traduciendo en enormes beneficios para sus intereses, normalmente en calidad de ventas y promociones.

En primer lugar, permitimos que el cliente, mediante la Realidad Virtual, experimente por sí mismo, la sensación de visitar una vivienda, suponiendo el ahorro de la inversión en un piso piloto para la inmobiliaria. La simulación llega hasta tal punto de realidad, que se puede imitar el efecto de los rayos del sol entrando por la ventana y como interfieren en el entorno, incluso según la estación el año o la orientación de la vivienda. Todo un lujo de detalles que disponemos mediante esta aplicación y que diferencian un buen producto de uno superlativo y atractivo para cualquier tipo de cliente.

Además, esta herramienta de venta de mayor impacto está un peldaño por encima de los render o de las imágenes sobre plano que las promotoras utilizan para vender pisos.

Experiencias 3D Realidad Virtual La Bombilla Creativa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioComentarios de la entrada